Provocando risas a cualquier precio (El dictador)

EL DICTADOR

Título original:  The dictator

Año: 2012

País: Estados Unidos

Director: Larry Charles

Guionistas: Sacha Baron Cohen, Alec Berg, David Mandel y Jeff Schaffer.

Reparto:  Sacha Baron Cohen, Anna Faris y Jason Mantzoukas.

Storyline: La heroica historia de un dictador que arriesga su vida para impedir que la democracia consiga llegar al país al que oprime con tanto cariño.

Hablar de Sacha Baron Cohen es hablar de provocación cueste lo que cueste. Esto quedó claro ya con el nacimiento de Ali G, ese rapero barriobajero que dejaba patidifusos a todos sus entrevistados. Aunque fue con otro personaje, Borat (el kazajo que investigaba las costumbres estadounidenses), con el que el actor se hizo mundialmente conocido. Borat desmontó esquemas sobrepasando la línea de lo políticamente correcto constantemente y sin vacilación alguna a lo largo de todo el film. El formato de falso documental se veía reforzado porque algunas escenas se rodaron con personas que no sabían que se encontraban ante un personaje. Las reacciones de estos estadounidenses ante la absoluta e incluso hiriente incorrección de Borat eran la fuerza del film. Hubo durísimas críticas hacia la película, que fue prohibida en varios países y el gobierno kazajo pidió el despido de Baron Cohen. A pesar de ello, el film disfrutó de un gran éxito que aseguró el nacimiento de un nuevo personaje, Brüno, un reportero gay que no contaba con el “efecto sopresa” pero que también arrancó risas y, por supuesto, críticas.

Ahora nos encontramos ante un tercer personaje de Baron Cohen. Se trata de un dictador llamado Aladeen que pretende atacar todo lo políticamente correcto y provocar al espectador a cualquier precio. Las risas están aseguradas para todo aquél que este dispuesto a tomarse con humor bromas: antisemitas, machistas, racistas, homofóbicas… Aladeen ofenderá a muchos y hará reír a carcajadas a otros, pero sin duda no dejará a nadie indiferente. A pesar de ello, la película ha perdido la fuerza del formato de falso documental que tenían las dos anteriores y es una cinta mucho más convencional que se centra en la ficción. Con ello se gana una historia mejor hilvanada y algunos gags realmente desternillantes, pero se pierde la frescura que tenían las otras películas así como esa sensación de “crítica social” que aquí está enlatada y forzada.

A pesar de ello podemos ver que Baron Cohen ha ido ganando influencia ya que viene acompañado de Anna Faris, Ben Kingsley, J.B. Smoove, John C. Reilly y Megan Fox, entre otros. De hecho el cameo de Fox sorprenderá a muchos por el sentido del humor que demuestra la actriz. Podemos decir, pues, que Baron Cohen ha vuelto y además no está solo así que tendremos más humor burdo, vulgar, obsceno y escatológico aunque tronchante.

Las promoción que el actor lleva tiempo haciendo ya nos demostraba que estaba gestando otro personaje muy polémico. En los Óscar tiró cenizas sobre un periodista y para el festival de Cannes sacó a la luz unas imágenes en las que fingía matar a una mujer y tirarla por la borda de un yate. Sin duda Baron Cohen no se anda con chiquitas en lo que a hacer la promo se refiere del mismo modo que no lo hace con los guiones de sus films. Unos guiones que siempre tienen una base floja y absurda pero unos gags descacharrantes. Aunque algunos de los de El dictador se alarguen en exceso perdiendo mucha gracia (Como el de la tirolina o el del parto).

Cabe destacar que el film hace un homenaje a El gran dictador (1940) de Chaplin con un discurso de Aladeen que pretende poner en duda si Estados Unidos tiene un auténtico sistema democrático. Una crítica algo forzada y mal argumentada como todas las de la película.

El dictador sigue con la línea gamberra de Baron Cohen, quizás pierde algo de fuerza al dejar el formato de falso documental y perder reacciones reales de gente a las acciones de Aladeen. Pero, en cualquier caso es indiscutiblemente provocadora y tronchante si estás dispuesto a “seguir el rollo” a este maestro del disfraz.

Lo mejor: Algunos gags hilarantes, siendo algunos de los más absurdos, los más cómicos.

Lo peor: Que la presunta crítica social se quede por el camino y sólo llegue la provocación.

Escrito por Elena Zafra

TRAILER

http://www.trailersyestrenos.es/2012/07/critica-el-dictador-provocando-risas.html

Acerca de lnazs

Periodista acabada de salir del horno, lista para comerse el mundo... espera, mala metáfora... si acabo de salir del horno sugiere más que se me vayan a comer a mí... ¡glups!

Publicado el 11 julio, 2012 en Cine y etiquetado en , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: